Home FÚTBOL Real Madrid, líder total

EL REAL MADRID VENCIÓ EN EL SADAR Y RECUPERA EL PRIMER PUESTO QUE, POR MOMENTOS, TUVO EL BARCELONA

Presión para el Madrid. Porque el Barcelona se había puesto primero en Liga dos horas antes. Y con goleada escandalosa, de esas de las del golpe encima de la mesa. Pero el liderato no se aplaza. Los de Zidane, otra vez en lo más alto.

Presión para el Madrid. Porque los blancos llevaban casi dos semanas sin jugar y porque visitaban El Sadar, un campo siempre incómodo, a pesar del mal momento que atraviesa Osasuna. Y no fue fácil el feudo rojillo. Osasuna es colista, pero dejó buena imagen. Por momentos, incluso inquietó a los de Zidane. Con el 1-1 pudo pasar cualquier cosa. Pero el Madrid es mucho Madrid y le sobra pegada. Tres destellos valieron para decantar el encuentro de su lado. Marcaron Cristiano en la primera mitad e Isco y Lucas Vázquez, ya en la prolongación, en la segunda. Encuentro resuelto.

Presión para el Madrid. Por el aplazamiento del partido de Vigo, por lo dicho, por lo escrito, por cuándo jugarán ante los celestes… Presión para el Madrid. Porque llevaba 82 días sin ganar a domicilio, desde el 22 de noviembre del año pasado. Pero los blancos ya han puesto de nuevo el contador a cero. Victoria a en El Sadar.

13 días sin jugar son unas vacaciones de verano teniendo en cuenta lo apretado del calendario durante la campaña. Al Real Madrid, que venía casi de una ‘pretemporada’, se le atragantó el encuentro. Le costó sacarlo adelante, pero lo llevó a su terreno. Culpa de ello la tuvo Keylor Navas, que respondió con fantásticas paradas a acciones de Sergio León. El atacante de Osasuna, sin duda el mejor de los rojillos, fue un dolor de cabeza. Marcó un golazo, soberbia la vaselina, y pudo hacer alguno más, pero ahí apareció el meta blanco.

Tres centrales desde el inicio

Salió Zidane con tres centrales y Marcelo y Danilo, que se lesionó a falta de media hora, de carrileros, algo que ya había experimentado en Sevilla. Novedad que, visto el resultado, no le salió mal. No jugaron como los ángeles, pero ganaron. Cristiano adelantó al Real Madrid en el 24′. Aprovechó un pase de Benzema para abrir el marcador. Cierto que Sirigu pudo hacer algo más para detener el balón. Pero Osasuna, que ya había sufrido el primer palo con la lesión de Tano, gravísima fractura de tibia y peroné, se repuso de los golpes. Empató el encuentro apenas nueve minutos después.

El mano a mano de Benzema

Y ahí apareció Benzema para tener un mano a mano con Sirigu y poder poner de nuevo por delante al Madrid. O fue un paradón del meta de Osasuna que, ya vencido, estiró la mano en el suelo para desviar el balón o fue demérito del francés, que no acertó a enviar la pelota al fondo de la red. Sea como fuere, el marcador no se movió.

Presión para el Madrid. Porque se marchó al descanso con empate y viendo al Barcelona por encima. Pero los de Zidane volvieron a tirar de pegada. Osasuna sigue colista y sin ganar un encuentro en El Sadar en lo que va de temporada. Por algo será, a pesar de que dejó buena imagen. Lo que no acertaron los rojillos, que tuvieron alguna ocasión tras el descanso, sí lo convirtieron los madridistas. Otra vez Benzema, que estuvo en todas, intentó irse de sus marcadores en el área. No lo logró, pero el balón le cayó a Isco, que definió a la perfección. 1-2 y otra vez líderes. En la celebración cayeron objetos desde la grada y uno impactó en Modric.

La sentencia definitiva la puso Lucas Vázquez ya en la prolongación. El partido estaba visto para sentencia. Era el minuto 93. Antes, Sergio León probó fortuna con un disparo desde la frontal. Pero el final fue el de siempre. Parada de Keylor. Osasuna no sale del pozo. Continúa colista, la salvación se complica y cada vez hay menos tiempo. Pero los rojillos son guerreros. Así que aún les queda mucho que decir. Actitud, como se vio ante el Madrid, no les falta. Y juego, por momentos, tampoco.

Pues eso, presión para el Madrid, tensión, más tensión… Pero el Madrid, valga la redundancia, no entiende de presión. Partido, victoria y liderato. Así, en tres palabras. Y aún sigue con un ‘menos dos’ en encuentros disputados. Los blancos caminan con buen paso.

Dejar un comentario

[fbcomments width="700"]
demetevler escort