Severino se medirá a Corey Kluber

NUEVA YORK – Cuando los Yankees de Nueva York Yankees reciban a los Indios de Cleveland el lunes en la noche, su nuevo as Luis Severino se medirá al ganador del Cy Young Corey Kluber — el tipo de choque que uno vería en el Juego 1 de una serie de playoffs.

Severino, apenas con 23 años, ha sido el brazo joven más importante en el revitalizado sistema de fincas del equipo. Los Yankees han tenido algunos lanzadores abridores prospectos, pero nada seguro. Encima de eso, ellos tienen situaciones contractuales que mantendrán su rotación en constante movimiento hacia el 2018.

CC Sabathia y el lesionado Michael Pineda son agentes libres. El ex as del equipo, Masahiro Tanaka, puede optar por ser agente libre – aunque su pobre temporada podría forzarlo a quedarse para cobrar los $68 millones restantes en los siguientes tres años de su contrato actual.

Esta incertidumbre es una de las razones por las que los Yankees estaban dispuestos a gastar un poco más en términos de prospectos. En camino a la siguiente temporada, probablemente la rotación esté encabezada por Severino y Sonny Gray. Tanaka podría volver a lucir el uniforme a rayas, mientras que Jordan Montgomery, en medio de una fuerte temporada como novato, también podría tener un puesto.

Esta situación ha hecho importante que Severino no solo se convierta en un abridor de Grandes Ligas viable, sino en el No. 1. Actualmente, él lo es: No hay duda de que – si los Yankees llegan a los playoffs y el manager Joe Girardi tiene la oportunidad de elegir — Severino sería quien reciba la pelota en el Juego 1 de la postemporada de los Yankees. Y el lunes en la noche, se medirá al tipo de lanzador No. 1 que podría esperar enfrentar en octubre.

«Yo no digo, ‘Yo soy el as'», dijo Severino. «Tenemos tipos veteranos aquí, como CC, como Tanaka. El progreso que he hecho, me siento contento por eso. Tuve una temporada terrible el año pasado».

Severino estaba en Triple A hace apenas un año, cuando terminó con marca de 3-8 y efectividad de 5.83. Sus ocho derrotas fueron como abridor, mientras no pudo ganar un solo juego de los que abrió. Y aunque el talento estaba ahí, surgieron muchas dudas de si podía ser abridor. Los Yankees han tenido problemas para desarrollar muchos abridores, con chicos como Phil Hughes, Joba Chamberlain e Iván Nova, quienes tuvieron algo de éxito pero nunca pudieron tomar por completo la estafeta dejada por la pasada generación encabezada por Andy Pettitte.

Sin embargo, ahora Severino está haciendo eso, mientras los Yankees tienen el carril de adentro para volver a la postemporada por apenas la segunda ocasión desde 2012. Lo hizo, según dijo, al encontrar una forma de mantener la consistencia con sus envíos y desarrollar un tercer lanzamiento: el cambio. Le dá gran parte del crédito al coach de lanzadores Larry Rothschild, con la asistencia del miembro del Salón de la Fama Pedro Martínez, por darle la confianza y la perspicacia para ser consistente. Incluso aunque un abridor alcance las 100 mph, un tercer lanzamiento es una necesidad, y Severino lo encontró en el cambio.

Los Yankees también tendrán un bullpen – especialmente si Aroldis Chapman puede recobrar su forma – que sería potencialmente un arma peligrosa en octubre. Dicho esto, incluso en un equipo como los Indios del 2016, con Andrew Millery el resto del bullpen, tuvieron que recurrir a alguien como Kluber para anclar todo. Klubot, como se le conoce, podría darle a los Indios un juego bueno tras otro.

Y a Severino se le podría pedir que haga eso mismo para los Yankees del 2017.

«Eso significaría mucho», dijo Severino, quien tiene marca de 11-5 con efectividad de 3.10.

El lunes en la noche, Severino verá cómo luce ante Kluber.