Astros jugaran como Home Club en el Tropicana Field

HOUSTON — Los Astros de Houston disputarán su serie contra los Rangers de Texas en el Tropicana Field de St. Petersburg, Florida, debido a las inundaciones causadas por el huracán Harvey. La serie comenzará este martes.

El equipo informó que la serie de tres partidos contra los Mets de Nueva York, pautada para iniciar el viernes, también podría escenificarse en Florida. Una persona con conocimiento de la decisión informó a The Associated Press que la determinación para albergar la serie ahí ya fue tomada y comunicada a los jugadores.

Tanto los Astros como los Rangers viajaron a Dallas tras sus juegos en California en el domingo, a la espera de saber dónde se iba a jugar la serie.

Luego de descansar el lunes, los equipos deberán trasladarse a Florida, donde los Astros serán locales en un parque muy distante a su ciudad. Se trata de algo similar a lo ocurrido en 2008, cuando debido al huracán Ike debieron disputar dos juegos de locales en Milwaukee.

Si los Astros juegan ambas series en Florida, terminarán disputando 19 partidos seguidos fuera de Houston, donde los líderes de la División Central de la Liga Americana estuvieron por última vez el 24 de agosto. Iniciarán una tanda de 10 juegos fuera de casa tras la serie contra los Mets.

“La seguridad de nuestros fanáticos, jugadores y empleadores sigue siendo nuestra máxima prioridad”, dijo el presidente de los Astros Reid Ryan. “Estamos muy agradecidos con la organización de los Rays de Tampa Bay por permitirnos usar su estadio. Tomaremos una decisión sobre la serie del fin de semana ante los Mets en los próximos días al seguir evaluando las condiciones”.

Maya es aguilucho

Las Aguilas Cibaeñas anunciaron la contratación del veterano lanzador derecho cubano Yunesky Maya, que se convierte en el primer refuerzo anunciado por la franquicia para la temporada 2017-2018, de la Liga de Béisbol Profesional de la República Dominicana (LIDOM).

La información fue ofrecida por Manny Acta, vicepresidente de Operaciones de los aguiluchos, que destacó la gran calidad del cubano como lanzador, y definió como muy bueno el fichaje

Maya cumplirá 36 años el próximo 28 de agosto, mide 6-0 pies de estatura y pesa 215 libras, es nativo de Pinar del Rio, Cuba, donde nació en 1981.

Yunesky es conocido de la afición dominicana ya que ha incursionado en tres campañas en la pelota criolla con los Leones del Escogido y los Tigres del Licey.

Con ambos equipos ha ganado el premio al pitcher del año en la LIDOM, primero con los Leones en el 2010-2011 y luego con los Tigres en el 2015-2016.

Jugó su última temporada con los azules en el 2015-2016. El pinareño dominó en los departamentos de ponches con 50 y entradas lanzadas con 60.1. Además, dejó 2.39 de efectividad, con récord de 3 victorias y 2 derrotas.

Yunesky Maya Mendizula debutó en Grandes Ligas con los Nacionales de Washington el siete de septiembre del 2010, luego de una estadía en las menores tras ser firmado como agente libre cubano.

En tres temporadas con los Nacionales Maya compilo 1-5, efectividad de 5.80, en 16 partidos, 10 como abridor. Liberado en el 2013 por Washington firmó con los Angelinos de los Ángeles.

Actualmente viene de superar una operación en el codo derecho para retirar pequeñas partículas de huesos, procedimiento considerado como menor.

Colón es cómo el vino

 

MINNEAPOLIS — La campaña anterior, los Mellizos perdieron 103 juegos, la mayor cantidad en los 57 años de la franquicia en Minnesota. En la recta final de esta nueva temporada, controlan por ahora un boleto a los playoffs.

Es algo notable. Pero más asombroso resulta que los Mellizos deban agradecer parte de su repunte a un abridor de 44 años.

Sí, Bartolo Colón ha desafiado los años otra vez.

“Dejé de sorprenderme con él hace unos 10 años”, manifestó el manager de los Indios de Cleveland, Terry Francona.

En julio, los Mellizos adquirieron a Colón, quien parecía acabado de nuevo tras una temporada aciaga con los Bravos de Atlanta. En ocho aperturas desde entonces, el dominicano ha laborado 49 innings con una efectividad de 4.04. Ha colaborado en una rotación que ha contado con 16 participantes cubriendo los cinco puestos en lo que va de la campaña.

Minnesota ha ganado en cuatro de las cinco aperturas de Colón durante este mes, incluida una en que el veterano lanzó juego completo. El club llegó al descanso del lunes con una ventaja de juego y medio en la puja por el segundo boleto de comodín en la Liga Americana.

“Es impresionante este poder perdurable”, opinó el cátcher Jason Castro. “Definitivamente hay que hacer ajustes y ser capaces de repuntar, porque esto puede pasarte en el transcurso de tu carrera”.

A Colón le ha ocurrido varias veces. Es algo normal, en una trayectoria que abarca 20 años, 10 clubes distintos en las mayores y 3.284 entradas.

“Siempre prefiero sacar un out fácil que conseguir un ponche”, dijo Colón a la prensa luego de su última aparición, un triunfo sobre Toronto, en el que laboró seis episodios y dos tercios sin abanicar a un solo adversario. “Si los ponches llegan, bien, pero si no también”.

Luego de ganar el trofeo Cy Young de la Liga Americana en 2005, Colón pareció quedarse sin combustible.

En 2008, cuando lanzó para Francona en Boston, sufrió una lesión en la espalda y causó disgusto en el club por volver de forma prematura a República Dominicana. Lanzó sólo 39 innings, y no volvió a aparecer en las mayores durante 2010.

Dos años después, purgó una suspensión de 50 encuentros tras dar positivo de testosterona.

Y luego comenzó el retorno inesperado del regordete lanzador. Ganó 18 juegos con Oakland en 2013, y fue elegido para el Juego de Estrellas. El renacimiento continuó en los Mets de Nueva York, donde se ganó una nueva participación en el clásico de mitad de temporada, en 2016.

Su estadía penosa con Atlanta al comienzo de la presente campaña pareció marcar el final… otra vez. Tuvo una efectividad desastrosa de 8.14 en 13 aperturas, lo que constituyó evidencia suficiente para que la gerencia de los Bravos abortara el experimento.

Pero los Mellizos confiaron en sus cazatalentos y analistas. Consideraron que Colón era todavía capaz de mostrar una eficacia digna de las mayores.

Ahora, Colón es el gigante silencioso de un equipo repleto de peloteros que estaban en la primaria o el jardín de infantes cuando el dominicano debutó con los Indios de Cleveland en 1997.

Y el veterano muestra que se divierte en el montículo.

“Trato de aprender de él”, comentó su compatriota y compañero Miguel Sanó. “Es el veterano acá, y tiene más experiencia que todos. Necesitamos gente así”.

Especialmente en momentos en que llega a su clímax la lucha por los playoffs.

José Ramírez truena en victoria de indios

NUEVA YORK — Dos lanzadores convocados al último Juego de Estrellas se midieron el lunes en el Yankee Stadium. Al final, el as consolidado fue quien superó al astro emergente.

Corey Kluber se impuso a Luis Severino en un duelo con aroma a octubre, José Ramírez despertó de su letargo ofensivo con un par de jonrones y los Indios de Cleveland vencieron 6-2 a los Yanquis de Nueva York para su quinta victoria al hilo.

“No es posible que dejes de pensar en quién está lanzando para el otro equipo. Cuando es alguien como Severino, obviamente no quieres permitir muchas carreras”, comentó Kluber.

El dominicano Carlos Santana disparó un jonrón para romper el empate ante su compatriota Severino en el séptimo inning y Austin Jackson también la sacó por los líderes de la División Central de la Liga Americana, ahora con ventaja de siete juegos sobre Minnesota, que descansó.

Fue una jornada poco auspiciosa en una semana crucial para los Yanquis, que cayeron a tres juegos y medio de Boston, líder del Este. Tras dos encuentros más entre Nueva York y Cleveland, los Medias Rojas llegarán al Yankee Stadium para una serie de cuatro enfrentamientos.

“Algunos miran esta semana como muy complicada, pero el hecho es que no podemos ignorar estos tres juegos, debido a los cuatro que se nos vienen”, dijo el manager Joe Girardi antes del encuentro. “Hay que jugar uno a la vez”.

Ramírez se presentó con un promedio de .169 en sus 20 juegos anteriores y solo tenía un jonrón tras el Juego de Estrellas. El dominicano también brilló con un par de excelentes jugadas defensivas en la intermedia y se robó una base, aunque fue sacado out en tercera cuando intentó avanzar tras un piconazo.

Luego de propinar tres blanqueadas para barrer a Kansas City, los vigentes campeones de la Liga Americana estiraron a 30 su racha de innings sin permitir carreras hasta que Chase Headley jonroneó ante Kluber (13-4) al abrir el tercero.

Kluber cubrió ocho innings y permitió solo tres hits. Los Indios (74-56) ganaron por 14ta vez en 18 partidos.

Ramírez pegó sus jornones en el primero y sexto innings. El del sexto fue ante una recta de 99 mph de Severino (11-6) por el bosque derecho. Fue su cuarto juego de múltiples jonrones en su carrera, todos esta temporada.

Por los Indios, el puertorriqueño Francisco Lindor de 4-0. Los dominicanos José Ramírez de 3-2, dos anotadas y dos impulsadas; Edwin Encarnación de 3-0; y Carlos Santana de 3-1, dos anotadas y una remolcada. El colombiano Giovanny Urshela de 4-0.

Por los Yanquis, los dominicanos Gary Sánchez de 4-0; y Starlin Castro de 4-0.

Severino se medirá a Corey Kluber

NUEVA YORK – Cuando los Yankees de Nueva York Yankees reciban a los Indios de Cleveland el lunes en la noche, su nuevo as Luis Severino se medirá al ganador del Cy Young Corey Kluber — el tipo de choque que uno vería en el Juego 1 de una serie de playoffs.

Severino, apenas con 23 años, ha sido el brazo joven más importante en el revitalizado sistema de fincas del equipo. Los Yankees han tenido algunos lanzadores abridores prospectos, pero nada seguro. Encima de eso, ellos tienen situaciones contractuales que mantendrán su rotación en constante movimiento hacia el 2018.

CC Sabathia y el lesionado Michael Pineda son agentes libres. El ex as del equipo, Masahiro Tanaka, puede optar por ser agente libre – aunque su pobre temporada podría forzarlo a quedarse para cobrar los $68 millones restantes en los siguientes tres años de su contrato actual.

Esta incertidumbre es una de las razones por las que los Yankees estaban dispuestos a gastar un poco más en términos de prospectos. En camino a la siguiente temporada, probablemente la rotación esté encabezada por Severino y Sonny Gray. Tanaka podría volver a lucir el uniforme a rayas, mientras que Jordan Montgomery, en medio de una fuerte temporada como novato, también podría tener un puesto.

Esta situación ha hecho importante que Severino no solo se convierta en un abridor de Grandes Ligas viable, sino en el No. 1. Actualmente, él lo es: No hay duda de que – si los Yankees llegan a los playoffs y el manager Joe Girardi tiene la oportunidad de elegir — Severino sería quien reciba la pelota en el Juego 1 de la postemporada de los Yankees. Y el lunes en la noche, se medirá al tipo de lanzador No. 1 que podría esperar enfrentar en octubre.

“Yo no digo, ‘Yo soy el as'”, dijo Severino. “Tenemos tipos veteranos aquí, como CC, como Tanaka. El progreso que he hecho, me siento contento por eso. Tuve una temporada terrible el año pasado”.

Severino estaba en Triple A hace apenas un año, cuando terminó con marca de 3-8 y efectividad de 5.83. Sus ocho derrotas fueron como abridor, mientras no pudo ganar un solo juego de los que abrió. Y aunque el talento estaba ahí, surgieron muchas dudas de si podía ser abridor. Los Yankees han tenido problemas para desarrollar muchos abridores, con chicos como Phil Hughes, Joba Chamberlain e Iván Nova, quienes tuvieron algo de éxito pero nunca pudieron tomar por completo la estafeta dejada por la pasada generación encabezada por Andy Pettitte.

Sin embargo, ahora Severino está haciendo eso, mientras los Yankees tienen el carril de adentro para volver a la postemporada por apenas la segunda ocasión desde 2012. Lo hizo, según dijo, al encontrar una forma de mantener la consistencia con sus envíos y desarrollar un tercer lanzamiento: el cambio. Le dá gran parte del crédito al coach de lanzadores Larry Rothschild, con la asistencia del miembro del Salón de la Fama Pedro Martínez, por darle la confianza y la perspicacia para ser consistente. Incluso aunque un abridor alcance las 100 mph, un tercer lanzamiento es una necesidad, y Severino lo encontró en el cambio.

Los Yankees también tendrán un bullpen – especialmente si Aroldis Chapman puede recobrar su forma – que sería potencialmente un arma peligrosa en octubre. Dicho esto, incluso en un equipo como los Indios del 2016, con Andrew Millery el resto del bullpen, tuvieron que recurrir a alguien como Kluber para anclar todo. Klubot, como se le conoce, podría darle a los Indios un juego bueno tras otro.

Y a Severino se le podría pedir que haga eso mismo para los Yankees del 2017.

“Eso significaría mucho”, dijo Severino, quien tiene marca de 11-5 con efectividad de 3.10.

El lunes en la noche, Severino verá cómo luce ante Kluber.

Vladimir es homenajeado por los angelinos

Vladimir Guerrero espera que su ingreso al Salón de la Fama de los Angelinos de Los Angeles funcione como un empujón para llegar a Cooperstown, que le negó la entrada por escaso margen en su primera aparición en la boleta de los periodistas en enero pasado.

El antiguo jardinero dominicano fue elevado al Salón de la Fama de los Angelinos el sábado, durante una ceremonia en Angel Stadium antes del encuentro de la fecha contra los Astros de Houston.

”Me siento muy feliz y honrado”, dijo Guerrero, quien jugó con los Angelinos en seis de sus 16 temporadas en las ligas mayores y bateó .319 con 173 jonrones y 616 carreras impulsadas, ganó el premio de Jugador Más Valioso de la Liga Americana en el 2004 y cuatro Bates de Plata y acudió a cuatro Juegos de Estrellas mientras estuvo en Los Angeles.

Guerrero, de 42 años, es el 16º miembro del templo de inmortales de la franquicia de Anaheim.

“Esto es el comienzo de, quizás, para que el próximo año, entrar al Salón de la Fama de Cooperstown. … Me siento optimista de que seré el primer jugador dominicano de posición en ingresar al Salón de la Fama. Será una gran fiesta para el país, sobretodo en mi pueblito, Don Gregorio de Nizao, en el sur del país.”

Vladimir Guerrero

“Espero que esto sea algo positivo para mi candidatura al Salón de la Fama de Cooperstown el próximo año”, dijo Guerrero a ESPN Digital desde Los Angeles. El quisqueyano recibió un 71.7%, quedándose corto por 15 votos de entrar a Cooperstown el año pasado, en su debut en la papeleta de los escritores de béisbol.

“Me sentí contento por la cantidad de votos que saqué en mi primera aparición en la boleta. No esperaba recibir tantos votos. Vamos a esperar el año que viene para ver lo que sucede”, dijo Guerrero.

Guerrero, quien también jugó con Montreal Expos, Rangers de Texas y Orioles de Baltimore, fue electo nueve veces al Juego de Estrellas, bateó .318 con 448 jonrones, 1,496 carreras impulsadas, 181 bases robadas y 1,328 anotadas. Guerrero, quien promedió 34 cuadrangulares y 113 remolques por cada 162 partidos en las ligas mayores, recibió ocho Bates de Plata por su excelencia ofensiva.

Pese a que solamente jugó 16 años debido a severas lesiones, Guerrero dejó su estampa en la pelota estadounidense. El toletero derecho bateó sobre .300 en 14 de 15 temporadas completas, impulsó más de 100 carreras en 10 ocasiones y tuvo seis campañas de 30 o más cuadrangulares. En dos ocasiones logró el 30-30 de jonrones y robos y en el 2002 se quedó a un cuadrangular del difícil 40-40.

“Quería seguir jugando, sin embargo tuve dos operaciones de la rodilla derecha, pero gracias a Dios pude terminar bien. Me siento contento por lo que hice en el terreno”, dijo Guerrero.

Durante la ceremonia del sábado, Guerrero realizó el lanzamiento ceremonial de la primera bola en Angel Stadium. De receptor tuvo a su compatriota Albert Pujols, un candidato casi seguro para llegar al Salón de la Fama del béisbol cuando se retire de los diamantes.

“Me siento orgulloso de compartir la nacionalidad y haber estado con Vladdy en un terreno de juego. Vladdy es un orgullo para todos los latinoamericanos, no solo por lo que hizo en el terreno, sino por siempre ser muy humilde y dejar que el bate hablara por él”, dijo Pujols, un tres veces Jugador Más Valioso que alcanzó los 600 jonrones este año.

“Esto es el comienzo de, quizás, para que el próximo año, entrar al Salón de la Fama de Cooperstown”, dijo Pujols sobre el homenaje de los Angelinos a Guerrero.

Desde que Osvaldo Virgil debutó en Grandes Ligas en 1956, República Dominicana ha llevado más de 700 peloteros a las Grandes Ligas de Estados Unidos, pero solamente los lanzadores Juan Marichal (1983) y Pedro Martínez (2015) han sido electos a Cooperstown.

“Me siento optimista de que seré el primer jugador dominicano de posición en ingresar al Salón de la Fama. Será una gran fiesta para el país, sobretodo en mi pueblito, Don Gregorio de Nizao, en el sur del país”, dijo Guerrero desde California.

Castro lleva a Yankees a victoria sobre Marineros

NUEVA YORK — Starlin Castro conectó cuatro hits, Masahiro Tanaka lució finalmente en un encuentro diurno, y los Yankees aprovecharon cinco errores de los Marineros de Seattle en el primer inning para arrollarlos el domingo por 10-1.

El número de pifias de Seattle en el primer capítulo estableció un récord. El campocorto dominicano Jean Segura cometió tres de esos yerros, incluidos dos en la misma jugada.

También el antesalista Kyle Seager y el jardinero Ben Gamel dejaron escapar la pelota para que los Yankees anotaran seis carreras –una limpia– en la primera entrada, frente al abridor Andrew Albers (2-1).

Ello permitió que Tanaka (10-10) tuviera una tarde inusitadamente tranquila. El japonés llegó al compromiso con una foja de 0-6 y una efectividad de 11.81 en siete aperturas diurnas durante la presente campaña.

Ponchó a 10 rivales y otorgó un boleto en lo que fue su apertura número 100 en las mayores. El derecho ha ganado sus dos salidas desde que permaneció un breve periodo en la lista de los lesionados por problemas de inflamación en un hombro.

En cada una de esas aperturas, ha laborado siete innings.

Por los Marineros, los dominicanos Segura de 4-1, Robinson Canó de 3-1, Nelson Cruz de 4-1 con una impulsada. Los cubanos Yonder Alonso de 4-1 con una anotada, Guillermo Heredia de 3-1.

Por los Yanquis, los dominicanos Castro de 4-4 con dos anotadas y una remolcada, Gary Sánchez de 4-2 con una anotada y una producida. El venezolano Ronald Torreyes de 4-3 con una anotada y una producida

Tato empuja dos y Piratas ganan

Starling Marte empuja dos y los Piratas derrotan a los Rojos

Los Rojos, colistas de la división Central de la Liga Nacional, dejaron a 11 corredores en posición anotadas, incluyendo tres en el noveno. Solo han podido anotar dos carreras en sus últimos 19 innings.

El novato de los Rojos Tyler Mahle (0-1), convocado de Triple-A para abrir, concedió cuatro boletos y propinó un pelotazo. El derecho permitió tres carreras y cuatro hits con cinco ponches.

McCutchen se había ido en blanco en 15 turnos al bate hasta que remolcó al dominicano Marte desde segunda en el quinto con un sencillo para la ventaja 3-1.

A.J. Schugel (3-0) enfrentó a seis bateadores en dos innings para la victoria. El venezolano Felipe Rivero se encargó del noveno para su 16to salvado.

Por los Piratas, el dominicano Marte de 5-3, una anotada y dos impulsadas. Los venezolanos Elías Díaz de 3-1, una anotada; y José Osuna de 1-0.

Por los Rojos, los venezolanos José Peraza de 3-0; y Eugenio Suárez de 1-0.

Orioles pasan escoba a Red Sox a domicilio

BOSTON — Adam Jones y Trey Mancini conectaron dobletes productores en turnos seguidos frente a Doug Fister durante la primera entrada, y ello bastó para que los Orioles de Baltimore superaran el domingo 2-1 a los Medias Rojas de Boston, líderes del Este de la Liga Americana, que fueron barridos en la serie de tres juegos.

En su salida anterior, Fister sorprendió al permitir sólo un hit de los Indios de Cleveland –jonrón en el primer turno. Ahora, volvió a pasar predicamentos en la primera entrada antes de ofrecer una buena actuación.

Pero esta vez, Fister (3-7) salió derrotado, lo mismo que los Medias Rojas, incapaces de remontar la desventaja. Trece corredores de Boston se quedaron varados en los senderos. Los Medias Rojas se fueron de 13-1 con corredores en posición de anotar.

Boston sufrió su cuarta derrota consecutiva, igualando su peor racha de la temporada. Los Yankees de Nueva York ganaron en la jornada y se aproximaron a dos juegos y medio, la menor diferencia en la División Este desde el 3 de agosto.

Wade Miley (8-10) permitió una carrera y siete inatrapables, en una faena de cinco innings, que incluyó tres boletos y el mismo número de ponches. Es la sexta apertura consecutiva en que Miley ha tolerado tres carreras o menos, pero sólo ha sobrevivido en dos ocasiones a la quinta entrada.

Brad Brach sacó los últimos cinco outs, para su 17mo salvamento. Los Orioles hilvanaron su cuarto triunfo consecutivo.

Por los Orioles, los dominicanos Manny Machado de 4-0, Welington Castillo de 4-0.

Por los Medias Rojas, los dominicanos Eduardo Núñez de 5-0, Hanley Ramírez de 3-1, Rafael Devers de 4-2 con una remolcada. El venezolano Sandy León de 2-1.

Japón es el campeón de WilliamSport

SOUTH WILLIAMSPORT — Daisuke Hashimoto, Keitaro Miyahara y Natsuki Yajima sacudieron jonrones en el cuarto inning y Japón se encaminó a la victoria 12-2 ante el equipo de Lufkin, Texas, para conquistar el domingo el título de la Serie Mundial de Pequeñas Ligas.

Tsubasa Tomii se recuperó tras permitir un par de cuadrangulares en el primer episodio y acabó recentando nueve ponches en un partido que terminó en la baja del quinto una vez que Japón se despegó por 10 carreras con el sencillo de Yajima por el bosque derecho para remolcar a Seiya Arai.

“Ya estábamos felices por ser los campeones de Japón”, dijo Miyahara. “Pero coronarnos campeones de la Serie Mundial este año es algo insuperable”.

El título es el número 11 que atrapa un equipo de Japón en la Serie Mundial de Pequeñas Ligas, con cinco en los últimos ocho años. Tokyo Kitasuna, el club representante de Japón en esta edición, se ha proclamado campeón en tres de las últimas seis.

A primera hora, México derrotó 14-8 a Greenville, Carolina del Norte, para llevarse la medalla de bronce del torneo. Doce de los 14 bateadores de Reynoso anotaron en el juego, y los equipos se combinaron para anotar 14 carreras dentro de un cuarto inning que duró 53 minutos.